En Español

Photo by Alice Walker

Sometimes I Just Thank God I’m Black

And Call It a Day

Copyright 2018 by Alice Walker

No, I’m thankful for the constant
Give and take I have with Creator,
And by Creator
What else could I mean
But the Sun?  The real reason
We are taught to pray looking
In that direction.
They slapped a man who looked
Like them
On top of the sun
And made us worship him.
But never mind!
Here I’ve been in this hot climate
Only a month
And I am as dark
As my black father
Ever was.
What magic is this?
It is because my Creator
Is always there
When I am most in need
Of love.
And there’s no doubt
That this Creator
Loves chocolate.
What must it be like to have lost
This affirmation?
Cheddar Man in England,
10,000 years old, was black.  His descendants
from lack of sun
became white. They can’t deny
he is an ancestor, but they have rushed to give him
blue eyes and fling
a straight wig
on his reconstructed head!
Oh, to miss the point so badly!
And to be on our way out.
The Hopi and the Ancient Africans,
Or the Hopi who maybe once were Ancient Africans
Tell us this planet doesn’t mind
Destroying itself, and has done so regularly
In the deep past.
We are on the 4th world
Within human reckoning. The 5th world,
So far in the future we cannot even imagine it,
Is nonetheless, looming.
Our situation is dire, but with nuclear poisoning
Already affecting much of the planet
The demise of our species
Might be good news.
What of the world
Looks now
As though
It might be saved?
Or saved, but only to suffer?
The old record keepers,
Whose stories most of us do not know,
Tell us there are always a few of us
Who remember to be thankful.
But most have forgotten, if they ever knew,
That there’s anything specific
To be thankful for.
You’d think they couldn’t miss
At least one obvious gift,
Since it is the Sun.
But that’s our dilemma:
We can be deluded
About anything.  The most obvious truth
Can miss us by a mile
Or billions of space miles.
For instance, Creator Sun
gave earth’s most sun drenched children
nappy hair to form a loving cover
for their heads. To protect us!
Our praise for this – except during
The Sixties-
has been faint.  Our bad.
It is no small miracle to feel
The call and response
With Creator,
Rising as it does
In such glorious splendor,
Every morning of every day;
To revel in its generosity,
Just as do trees, oceans, orchards,
Butterflies, bees.  Edible plants.
And of course Flowers, spectacularly.
***
For those who need something beyond
Or above the sun
To pray to
Rest assured
I also am happy
To bow to it.
Thank you is after all
Everything that Mystery needs.
Though not really.
The Great Mystery
goes its way without a care
for our opinion.
Even our thank you
is for us.

 

 

A Veces Simplemente Agradezco A Dios Que Soy Negra

Y Lo Dejo Así

Photo by Alice Walker

 

A Veces Simplemente Agradezco A Dios Que Soy Negra

Y Lo Dejo Así

Copyright 2018 by Alice Walker

No, soy agradecida por el constante
toma y da que tengo con el Creador
y por Creador ¿qué otra cosa puedo querer decir
sino el Sol? La verdadera razón
por la que se nos enseña a orar
mirando en esa dirección.
Golpearon a un hombre que se parecía
a quienes lo golpearon
encima del sol
y nos hicieron adorarlo.
¡Pero no hay que preocuparse!
Aquí he estado en este clima ardiente
solo un mes
y soy tan oscura
como mi padre negro
siempre fue.
¿Qué magia es esta?
Se debe a que mi Creador
siempre está allí
cuando estoy más necesitada
de amor.
Y no hay duda
que este Creador
adora el chocolate.
¿Cómo será haber perdido
esta consideración?
El Hombre de Cheddar en Inglaterra
de hace 10 mil años era negro. Sus descendientes
por falta de sol
se volvieron blancos. No pueden negar
que es su ancestro pero se han apurado a
ponerle ojos azules y echarle
una peluca lacia en su cabeza rehecha.
¡Ay, equivocar el asunto tan gravemente!
Y estar ya de salida.
Los hopi y los antiguos africanos
o los hopis que quizá alguna vez fueron antiguos africanos
nos dicen que a este planeta no le importa
destruirse a sí mismo y ha hecho esto regularmente
desde el remoto pasado.
Estamos en el cuarto mundo
según los cálculos humanos. El quinto mundo,
tan lejos en el futuro que ni podemos imaginarlo,
sin embargo se está avecinando.
Nuestra situación es nefasta, pero con la contaminación nuclear
que ya afecta buena parte del planeta
la desaparición de nuestra especie
podría ser una buena noticia.
¿Qué parte del mundo
parece ahora
que pudiera salvarse?
¿O salvarse solo para sufrir?
Los viejos que conservan el pasado
cuyas historias la mayoría no conocemos
nos dicen que siempre hay pocos de nosotros
que recuerdan ser agradecidos.
Pero la mayoría ha olvidado, si alguna vez lo supieron,
que haya algo especifico
por lo que ser agradecidos.
Pensarás que no podrían obviar
al menos un don evidente
ya que es el Sol.
Pero ese es nuestro dilema:
podemos ser engañados
sobre cualquier cosa. La verdad más obvia
puede escapársenos por una milla
o por billones de millas espaciales.
Por ejemplo, el Creador Sol
dio a los hijos de la tierra más impregnados de sol
esponjoso pelo con que formar una amable cubierta
para sus cabezas. ¡Para protegernos!
Nuestro reconocimiento por esto
–excepto en los sesenta–
ha sido poco. Es nuestro mal.
No es poco milagro sentir
el llamado y la respuesta
del Creador,
elevándose como lo hace
en tan glorioso esplendor
cada mañana de cada día;
para deleitarse en su generosidad
como lo hacen los árboles, mares, huertos,
mariposas, abejas, las plantas comestibles.
Y por supuesto, de modo impresionante, las flores.

Para quienes necesitan algo
más allá o por encima del sol
para rezar
por descansar seguros
también me siento feliz
de reverenciarlo.
Decir gracias es después de todo
cuanto el Misterio necesita.
Aunque no en realidad.
El Gran Misterio hace su camino
sin preocuparse de nuestra opinión.
Incluso nuestras “Gracias”
son para nosotros.

…………………………

DEDICATORIA

Recordando a Coretta Scott King
generosa y noble,
radiantemente sonriendo,
feliz,
antes que la flecha acertara.

Y, con respeto, a David Icke,
el loco,
que conecta puntos, encuentra flechas,
las saca también
cuando la gente ayuda.

Y para todos quienes hemos caído alguna vez:
quienes hemos quitado la flecha,
en ocasiones muchas veces
y nos hemos erguido
otra de nuevo.

Archives